lunes, 24 de marzo de 2008

¿Que Hacer cuando nos equivocamos?

Las relaciones humanas nos acercan a diferentes personas, nos incluyen en un circulo, es mientras estamos en ese circulo cuando socializamos con los demás, intercambiamos ideas, costumbres, a veces las confrontamos. Pero es ese núcleo lo que le da a veces el sentido a la existencia, hay quien va por la vida intentado insertarse en uno y por diferentes razones, es rechazado, son los que conocemos como "marginados", el no estar en ningún circulo social los hace huraños, diferentes. Finalmente esa marginación los hace diferentes a los demás.

En este post no quiero disertar sobre los círculos sociales y su estadía en ellos. Si no , cuando alguien por las razones que sean, erra al interactuar con esa comunidad. Errar es de humanos, quizá no hay nada mas humano que hacer algo imprudencialmente erróneo, que acarrea una confrontación ó mas grave aún, una ruptura con uno o más miembros del grupo. Las razones que desencadenan en eso y su gravedad entorno a los involucrados determinan en que medida, puede llegar a solucionarse el conflicto o a que tal desacuerdo sea definitivo para romper cualquier tipo de vinculo. Lo mis mo aplica para las relaciones de tipo afectivo entre dos personas, pero ese es tema aparte.
Reconocer el error es la mitad de la solución, si uno admite la culpabilidad ayuda en dos sentidos. El primero es para consigo mismo, revalorar lo que esta en juego, ayuda a poder buscar una solución inmediata, un parche y actuar en consecuencia, si el problema no es muy grave, la mayoría de las veces se llega a buen término. El otro punto a favor es demostrar a los demás la capacidad de auto critica y la manera de evitar que se repita en el futuro. Un buen ejercicio auto critico permite corregir nuestras conductas y mejorar las relaciones.
Ya mencioné que es la mitad del camino reconocer el error, la otra mitad consiste en lograr que el dialogo se mantenga en eso, en un dialogo sin pasar a la confrontación, en pocas palabras mantener la calma. Por regla general quien esta molesto por nuestros errores busca justificar su enojo, eso lo hace actuar y decir cosas que en otro estado de ánimo no las diría, si estamos consientes de eso y mantenemos la calma, sabiendo que es solo un estado pasajero de desahogo, cuando pase la tormenta, será más fácil no tomar a pecho cualquier ofensa o juicio hecho por quien nos reclame o alegue tal o cual cosa. En calma se puede explicar con detalle que sucedió y la firmeza de un cambio en las manera de actuar.
Las disculpas no se piden, se ofrecen. Es muy común decir "te pido una disculpa", semánticamente la expresión, es una exigencia, un hecho que se da por sentado, nuestra cultura es muy proclive al "pedir" cosas, vamos al los templos a llenar de peticiones, en otras culturas a las deidades no se les pide nada y si se les ofrece todo, es tiempo de pasar de pedir a ofrecer, un cambio de 180 grados. Al ofrecer una disculpa se muestra humildad y arrepentimiento, se ofrece algo en lugar de pedirlo.
En resumen, son tres pasos básicos para enmendar un error.
1.- Aceptación
2.- Serenidad
3.-Ofrecimiento

Ojala ayude.

Deja tus comentarios!